“El rock siempre estará entre las músicas que perduran”

El cantante granadino, que visitará Salamanca la primera semana de octubre, reconoce al rock actual como menos influyente a pesar de que cuente con más seguidores que nunca y lo achaca al nivel de penetración con el que cuenta. “Ahora muchas de las canciones de éxito no dejan poso. Se escuchan y se puede pasar emocionalmente de ellas sin mucho coste intelectual”

Uno de los rockeros de todos los tiempos como Miguel Ríos llegará a Salamanca el próximo viernes 5 de octubre. Lo hará al Multiusos Sánchez Paraíso acompañado de una gran banda sinfónica y de los Black Betty Boys. Ante ese concierto, que toma con muchas ganas, anuncia la misma ilusión de siempre y una ternura que ha ido adquiriendo con los años. Sabe que no puede dejar la música, aunque sí lo haga con los escenarios, y saca pecho del rock de ayer, de hoy y de siempre.

¿Cómo se siente ante el concierto que se avecina en Salamanca? ¿Tiene ganas de subirse a los escenarios salmantinos?

Estoy muy ilusionado, deseando que llegue. Antes toco en Valencia, por lo que el viaje será largo, pero tengo muchas ganas de que llegue el momento y de que el público salmantino disfrute con mis canciones.

¿Por qué Salamanca como uno de los lugares escogidos para la gira?

Porque nos han contratado. Nosotros vamos donde nos llaman y donde también se dan las condiciones óptimas para poder hacer este concierto. Salamanca cuenta con un escenario digno y perfectas condiciones para actuar. En mi caso, estoy muy agradecido a todas las ciudades que nos llaman. Actuamos con más alegría y empatía en los sitios que nos escogen.

¿Qué se encontrarán los salmantinos que acudan este viernes al Multiusos a ver a Miguel Ríos?

Una orquesta sinfónica paritaria y muy joven, pero con miembros muy cualificados, por lo que la experiencia va a ser muy cañera. Además, me acompañarán los Black Betty Boys, una banda con la que he tocado en los últimos discos, y canciones muy pensadas, con arreglos nuevos y un repertorio muy pensado al que le queda como un guante un traje que fusiona rock sinfónico.

¿Mejor el rock de antaño o la fusión sinfónica de la que habla?

Es diferente y creo que es un camino más que interesante en los tiempos que corren, ya que prácticamente no había precedentes de esta fusión antes. Hace décadas creo que hubiera sido imposible para mí. Por entonces, vivía la vida con orejeras donde mi único fin era no escuchar nada que no tuviera que ver con una guitarra eléctrica. Más allá de ella no tenía sentido. Ahora, con 74 años, siento un gran interés por estas mezclas y creo que es un maridaje estupendo para mis canciones.

Sigue leyendo la entrevista de Javier Vicente en Salamanca24h

No hay comentarios

Envía tu Comentario